Nóbeles de literatura en los años de Ramón y Cajal

El siglo se inicia en un ambiente que mezcla el optimismo por los avances tecnológicos y la nostalgia de un pasado idealizado, encarnado en el espíritu del fin de siècle de la literatura del siglo XIX. Es la década donde se pone definitivamente en cuestión el realismo como técnica, y donde se publican obras que inauguran la literatura infantil y juvenil moderna.

En el ámbito anglosajón se da el llamado periodo eduardiano (por el rey Eduardo VII del Reino Unido) caracterizado por la división entre alta literatura y literatura popular que influiría la crítica del siglo entero, especialmente en las novelas. Los periódicos continuaron siendo el vehículo de difusión de cuentos y novelas, como lo fueron en décadas pasadas. Triunfa el exotismo (reediciones de las obras de Rudyard Kipling) y el alejamiento a través del humor (comienza a tener éxito un autor como P. G. Wodehouse).

Quo vadis? La obra más famosa de H. Sienkiwicz, nobel de literatura en 1905.

España estaba marcada por el desastre de la pérdida de las últimas colonias, que había provocado el surgimiento de la Generación del 98, que domina con sus escritos reflexivos​ para tratar de entender el presente hispánico, diferente del camino europeo. Las influencias de los autores hispanoamericanos, que ya se habían puesto de manifiesto en el modernismo, marcan la renovación de una literatura fuertemente anclada en la tradición y en la revisión del pasado (con la excepción de figuras como Juan Ramón Jiménez que progresa en movimientos posteriores.

Entre 1900 y 1910 se otorgó el nobel de literatura a todas estas personalidades:

1901 Sully Prudhomme Francés La Felicidad
1902 Theodor Mommsen Alemán Historia de Roma
1903 Bjørnstjerne Bjørnson Noruego Digte og sange
1904[2] Frédéric Mistral Occitano Mirèio
José de Echegaray Español El gran galeoto
1905 Henryk Sienkiewicz Polaco Quo Vadis?
1906 Giosuè Carducci Italiano Intermezzo
1907 Rudyard Kipling Inglés El Libro de las Tierras Vírgenes
1908 Rudolf Christoph Eucken Alemán La verdad de la religión
1909 Selma Lagerlöf Sueco El maravilloso viaje de Nils Holgersson
1910 Paul von Heyse Alemán L’Arrabbiata
1911 Maurice Maeterlinck Francés El Pájaro azul
1912 Gerhart Hauptmann Alemán Los tejedores
1913 Rabindranath Tagore Bengalí El hogar y el mundo

Recordemos que el nobel para Ramón y Cajal llega en 1906.

Nos podemos fijar en que otro español, José de Echegaray, recibe el nobel de literatura en 1904.  En esta década también lo reciben escritores como: Henry Sienkiewicz, Rudyard Kypling, Selma Lagerlöf o Rabindranath Tagore.